viernes, 12 julio, 2024
9.3 C
Rawson
InicioEconomíaElectrónicos y textiles son los rubros que reciben más subsidios y protección

Electrónicos y textiles son los rubros que reciben más subsidios y protección

Por los aranceles, subsidios y beneficios fiscales, la industria electrónica y textil fueron los rubros más protegidos en 2022. Así se desprende de un estudio de la Oficina de Presupuesto del Congreso (OPC) que ubica a esos rubros al tope del ranking, con niveles de asistencia del 142 y 114% del valor agregado que generan.

A partir de un informe de diciembre de 2019 del Ministerio de Economía, el organismo elaboró un indicador propio para medir el nivel de ayuda estatal que recibieron 36 actividades en 2022, incluyendo la protección comercial, herramientas como subsidios a la producción, exenciones impositivas y créditos subsidiados.

«Los dos sectores con un mayor nivel de asistencia efectiva son la fabricación de aparatos de Radio, TV y Comunicaciones (fundamentalmente por gasto tributario) y Textiles (principalmente por protección comercial). En ambos casos la asistencia supera el 100% de su valor agregado», señaló el viernes la OPC.

En un siguiente escalón, le siguió la industria del cuero y calzado y el sector automotor, principalmente por la protección comercial. Y, por debajo, se ubicaron el grueso de las industrias, con una asistencia de 50 y 18% de su valor agregado, siendo las menos subsidiadas minerales no metálicos, petróleo y gas, y alimentos y bebidas.

El informe fue solicitado en el marco de la discusión parlamentaria del proyecto de Ley de Presupuesto 2024 y se analizaron también las beneficios fiscales incluidos en la separata enviada por el Ministerio de Economía, donde figura el régimen de Tierra del Fuego, exenciones sobre depósitos financieros y Ganancias a los jueces.

«De ellos, se consideró únicamente la exención de bienes inmuebles rurales en el Impuesto sobre los Bienes Personales (0,48% del PIB), puesto que el resto de los beneficios mencionados en ese apartado no cumplen los criterios para ser considerados gastos tributarios o no se dispone de la información necesaria», informó la OPC.

Así, mientras el total de beneficios incluidos en las estimaciones del gasto tributario y en la separata ascienden a 4,71% del PBI, el organismo consideró tratamientos beneficiosos por 1,22% del PBI, es decir, un 25% del total. Entre otros, algunas exenciones de IVA, reducción de contribuciones patronales y regímenes de promoción.

El Gobierno ordenó hace dos semanas iniciar el tratamiento de la separata en Diputados para lograr un superávit fiscal del 1% en 2024. Se trata de una meta más ambiciosa que el 0,9% de déficit primario previsto en el Presupuesto y que el rojo del 3% proyectado por los economistas en 2023 por la expansión fiscal tras las PASO.

Ya a fines de 2019, Hacienda publicó un informe sobre la «tasa de asistencia efectiva» en Argentina, en donde alertaba que la economía tenía un grado de apertura comercial bajo en comparación con el resto del mundo y que los subsidios en términos fiscales al sector privado representaban el 2,2% del PBI en 2018.

El ranking oficial fue encabezado por radio, tv y comunicaciones, automotriz, textiles, cuero y calzado, y confecciones, producto de distintas combinaciones de aranceles altos, montos importantes de asistencia fiscal y bajo valor agregado, aunque en la gran mayoría el factor más importante por lejos fue la protección comercial.

Sobre esa base, la OPC publicó el último viernes su estimación propia con un «espíritu y metodología similar», aunque precisó que no se trata de una «actualización directamente comparable» con el cálculo oficial.

Más noticias
Noticias Relacionadas