15.7 C
Rawson
InicioSociedad«Hubo discriminación», la denuncia de la madre del argentino apuñalado en Bolivia...

«Hubo discriminación», la denuncia de la madre del argentino apuñalado en Bolivia y el desgarrador dato sobre el hijo de la víctima

La madre de Matias Rosales, el argentino que murió en la vereda de un hospital boliviano luego de ser apuñalado, denunció que a su hijo lo dieron por muerto y le negaron la atención cuando aún estaba vivo, e interpretó que en el hecho hubo discriminación.

Matías estaba de viaje por Bolivia junto a su novia Florencia y había llegado a la ciudad de Oruro. Allí, en un episodio que no está claro, fue apuñalado por otro hombre -que sería de nacionalidad colombiana-, y tras ser trasladado murió en la vereda de un hospital local donde no lo quisieron ingresar.

Andrea Carina, la mamá de Matias, contó desde Bolivia que después de ser apuñalado, su hijo llegó corriendo al hotel donde se hospedaba junto a su novia «con una mano en el pecho y diciendo ‘Negra, me apuñaló el colombiano”«.

«Él cae frente a la farmacia que está pegada al hotel, y lo único que dijo fue “llamá a la ambulancia”. Sale la dueña de la farmacia y le dice ‘correlo de acá que me va a ensuciar la vereda”. Florencia le pidió que llame a la ambulancia, pero la farmacéutica le dijo que no tenía teléfono», relató la mujer durante una entrevista en radio La Red.

En esa situación, Florencia «gritaba, pidiendo ayuda, y algunas personas que se habían acercado llamaron a emergencias pero nunca respondieron. Pasó media hora y llegó una camioneta que, según dice ella, era de los bomberos».

«Recién a los 20 minutos lo subieron en una camilla a la camioneta. Matías estaba con vida, pero nadie le hizo nada. Nadie lo toca, nadie le toma los signos vitales. Y lo llevan al hospital, que estaba a dos cuadras», siguió contando la madre.

Pero al llegar al hospital no lo ingresaron para que lo atendieran, lo dejan en la vereda «porque ‘está muerto’, le decían a Florencia. Ellos insisten con que Matias está muerto. Matias sigue con latidos, está vivo. Y muere en la vereda del hospital. Muere porque ahí lo dejan, en su camilla».

«Ella empieza a gritar, desesperada, para que la ayuden. Va adentro del hospital. Sale un doctor, y le dice que él no lo puede tocar porque está muerto. Ellos lo dejaron ahí como si fuera natural. No le dieron explicaciones porque no hablaban», agregó.

La mujer afirmó que a su hijo y a la novia los discriminaron.

“Totalmente. Le dijeron a ella. ‘Algo debe haber hecho usted, señora’, le dijeron. ‘¿Para qué vienen los argentinos acá, si saben lo que va a pasar?’, le insistían diciendo eso. ¿Entonces qué, nosotros no podemos pisar el país boliviano?”, se preguntó Andrea.

La mujer también contó que su hijo era padre de un nene de 11 años al que todavía no pudo contarte la terrible noticia sobre la muerte de Matías.

«Mi nieto tiene 11. Vive en Olavarría. Todavía no lo sabe. La madre optó por no decírselo todavía para buscar ayuda psicológica, porque el nene no lo va a entender», dijo.

«Lo que me apena más es que anoche llego y Florencia me dice ‘mirá lo que le compró al nene’. ¿Saben lo que le compró? Me pone la piel de gallina. ¿Saben lo que le compró? La camiseta boliviana a su hijo. Porque él entendía de la hermandad. Él entendía que Argentina y Bolivia eran hermanas. ¿Por qué le compró la camiseta boliviana a su hijo? Para que la usara. No lo puedo creer», contó la mamá de Matias, evidentemente conmovida.

Más noticias
Noticias Relacionadas