Chubut entre las cinco provincias que más dinero invierte en empleo públicoSociedad 

Chubut entre las cinco provincias que más dinero invierte en empleo público

Un informe elaborado por el Instituto Argentino de Análisis Fiscal (IARAF) analizó la evolución de las economías regionales de nuestro país, confirmando que las provincias alcanzaron un superávit equivalente al 0,4% del Producto Bruto Interno (PBI). Este dato no es menor, ya que desde el año 2014 no se registraba un resultado primario positivo en las cuentas propias de cada uno de los distritos. En cuanto a la incidencia del gasto público, Chubut se ubica entre los cinco distritos provinciales que más invirtió en empleo público.


En tanto, la evolución de los intereses de deuda provinciales reflejó un considerable incremento en el PBI durante los últimos años, sobre todo en este último ejercicio, en el que llegó a representar el 0,7% del PBI. De esta manera, el valor alcanzado por los intereses de la deuda en 2018 es el más importante de todo el período analizado por el IARAF.


Al hacer un análisis exhaustivo sobre el resultado financiero, que además del dato primario también tiene en cuenta los intereses de deuda dentro de las erogaciones, el conjunto de las provincias argentinas registró durante el año pasado un déficit equivalente al 0,3% del PBI. No obstante, este nivel es menor al que se venía registrando en los últimos tres años, el cual consistentemente resultó de aproximadamente 1% del PBI, lo que denota el esfuerzo realizado para mejorar las cuentas públicas por cada una de las administraciones, en consonancia con las exigencias emitidas por el Gobierno Nacional.


Puntualmente, el resultado primario del conjunto de jurisdicciones pasó de presentar un déficit de 0,4% del PBI en 2017 a un superávit de 0,4% del PBI en 2018. Resulta interesante entonces, indagar acerca de las razones que explican este cambio de signo en el último año, analizando el comportamiento de los principales determinantes del resultado primario.

Aumento en la coparticipación

En cuanto a los ingresos totales, la coparticipación tuvo un incremento de 0,45% del PBI, constituyéndose en el rubro que más creció en el último año. Además, la otra fuente de ingresos automáticos, el Fondo Federal Solidario, fue derogada en agosto del año pasado, lo que provocó una caída de 0,12% del PBI en la comparación interanual. Ambos ingresos conforman los recursos que la Nación envió de manera automática a todas las provincias. Respecto a los envíos no automáticos corrientes y de capital, en 2018 registraron una merma equivalente a 0,57 puntos porcentuales (p.p.) del PBI (-0,52 p.p. los corrientes y -0,05 p.p. los de capital). En cuanto a la recaudación propia, los datos disponibles reflejan una caída conjunta de 0,19 p.p. del PBI. El resto de los ingresos crecieron 0,09 p.p. del PBI. En suma, los ingresos totales presentaron una caída de 0,34 p.p. del PBI entre 2017 y 2018.


Dentro del gasto primario la caída más relevante respecto a 2017 se registró en el gasto en personal, equivalente a 0,67 p.p. del PBI. El gasto de capital también tuvo una baja de 0,23 p.p. del PBI, mientras que el resto de las erogaciones cayeron 0,28 p.p. del producto. En total, el gasto primario disminuyó 1,17 p.p. del PBI entre 2017 y 2018. Al ser más importante la caída de las erogaciones que la de los ingresos, el resultado primario mejoró 0,8 p.p. del PBI, pasando de déficit a superávit.

Diferencias entre las provincias

Para que el análisis sea más preciso, desde el IARAF propusieron analizar a las jurisdicciones de acuerdo a diferentes agrupaciones, la cual se hizo en función del ingreso (producto bruto) y de la densidad poblacional (habitantes por kilómetro cuadrado de superficie). Así, se dividieron cuatro grupos homogéneos: Altos Ingresos – Alta Densidad (AI-AD): Buenos Aires, Ciudad Autónoma de Buenos Aires (CABA), Córdoba, Mendoza y Santa Fe. Altos Ingresos – Baja Densidad (AI-BD): Chubut, La Pampa, Neuquén, Río Negro, San Luis, Santa Cruz y Tierra del Fuego. Bajos Ingresos – Alta Densidad (BI-AD): Chaco, Corrientes, Entre Ríos, Jujuy, Misiones y Tucumán. Bajos Ingresos – Baja Densidad (BI-BD): Catamarca, Formosa, La Rioja, Salta, San Juan y Santiago del Estero.


Por el lado de las erogaciones resulta relevante analizar la principal erogación subnacional: el gasto en personal. Para ello se tiene en cuenta el indicador de Gasto en Personal / Gasto Total, que da una idea de la rigidez del gasto las provincias. En la práctica, según aclaró el informe del IARAF, se considera que el gasto en personal es un rubro inflexible a la baja, ya que su ajuste nominal está políticamente restringido.


Al cierre del año 2018 se aprecia que Tucumán, Río Negro, Salta, Jujuy y Chubut son las provincias donde el gasto en personal tuvo una mayor importancia relativa, concentrando más de la mitad del gasto total. En el otro extremo, las provincias donde el gasto en personal tuvo la menor importancia dentro de las erogaciones fueron Córdoba, San Juan, Formosa y Misiones, concentrando menos del 40% del gasto.

Baja coparticipación para Chubut

Otro indicador importante dentro de los recursos es el que mide la participación de la coparticipación en los ingresos totales. En el año 2018 las provincias que registraron indicadores inferiores al 30% son Chubut (28,8%), CABA (22,4%) y Neuquén (19%). En el otro extremo, las provincias donde la coparticipación concentró más del 70% de los recursos son Formosa (70,4%), La Rioja (71%), Catamarca (71,9%) y Santiago del Estero (78,9%).


Si se analiza el valor del indicador por grupo de provincias se observa que, dentro del grupo AI-AD destaca el caso de CABA, quien obtuvo el menor ratio (22,4%). En el otro extremo se ubica la provincia de Santa Fe, cuyo indicador niveló el 48,2%. En el grupo AI-BD el menor ratio lo presentó Neuquén con una coparticipación equivalente al 19% de los ingresos totales. En tanto, las provincias de Río Negro y La Pampa registraron los mayores indicadores, que en 2018 alcanzaron 53,5% y 48,1% respectivamente. En el grupo BI-AD todas las provincias obtuvieron indicadores superiores al 50%. El mayor ratio se dio en Jujuy, con una coparticipación igual al 68% del ingreso total.

Eliminación del Fondo Federal Solidario

En este contexto, es imposible no hacer mención a la importancia que tuvo el Fondo Federal Solidario dentro de los recursos totales, rubro de ingreso que fue eliminado por decreto en agosto de 2018. El mayor valor del indicador se registró en la provincia de Santiago del Estero concentrando el 1,2% de los recursos, mientras que el menor valor lo obtuvo la Provincia de La Pampa. Esta última recibió apenas dos millones de pesos en concepto de Fondo Federal Solidario los primeros días de enero, momento a partir del cual no se le transfirió más recursos por no adherir al Consenso Fiscal. Lo mismo ocurrió en el caso de San Luis, dado que tampoco se le transfirió el Fondo Federal Solidario por no firmar el Consenso Fiscal.

Articulos relacionados