El peronismo fracasó en su intento para permitir aportes de gremios a los partidosPolítica 

El peronismo fracasó en su intento para permitir aportes de gremios a los partidos

El peronismo fracasó en su intento de levantar la prohibición de que los sindicatos puedan ser aportantes a las campañas partidarias. Fue el punto de mayor disidencia en el debate por el proyecto de financiamiento de los partidos políticos, que tuvo media sanción en el Senado; sin acuerdo previo el tema tuvo que ser zanjado en votación en el recinto.

Mirá también

Newsletters Clarín

Lo que tenés que saber hoy | Las noticias más importantes del día para leer en diez minutos

De lunes a viernes por la mañana.

Recibir newsletter

Como se trata de una reforma electoral, tanto en general como en particular se requería mayoría especial, de 37 votos. Cuando se sometió a votación el artículo 5 del dictamen de mayoría del Justicialismo, que eliminaba la prohibición a los sindicatos, hubo 25 votos a favor, 23 en contra y 1 abstención (de Federico Pinedo quien presidía en ese momento la sesión). La propuesta quedó así descartada.

Para no afectar la media sanción, se consideró entonces el dictamen en minoría de Cambiemos. Como parte del fair play -y de una media sanción alcanzada con mucho esfuerzo-, Miguel Pichetto dijo que su bloque acompañaría para no obstaculizar la aprobación de la norma.

Sesión del Senado, este martes.

La nueva votación fue 42 a 7. Por la negativa se mantuvieron Pino Solanas y Magdalena Odarda, la tucumana Beatriz Mirkin; y cuatro “díscolos” del bloque Pichetto: Mario País, José Mayans, José Ojeda y Daniel Lovera.

La movida había sido impulsada por el sindicalista petrolero y senador del Movimiento popular Neuquino, Guillermo Pereyra, quien sin embargo estuvo ausente en la sesión. En el inicio del debate, Dalmacio Mera (PJ-Catamarca), presidente de la comisión de Asuntos Constitucionales, defendió el aporte sindical: “Si le vamos a dar a las empresas la posibilidad de que aporten, es muy difícil impedírselo a los trabajadores. Hay una desigualdad a priori”, argumentó.

Presumiendo que los sindicatos “peronistas” volcarían sus aportes al PJ, Cambiemos lo rechazó de plano.

El correntino Pedro Braillard Poccard primero, luego el jefe del bloque radical, Angel Rozas, sostuvieron que en el caso de los sindicatos “el dinero no es del líder sindical, sino de los afiliados”.

“Si un supermercadista quiere poner 2% al PJ que lo ponga, si es para Cambiemos mejor y si quiere al Partido Comunista. Pero el sindicato no maneja su dinero sino de los afiliados. No hay que confundir al dirigente con la masa de afiliados al sindicato donde hay diversidad”, sostuvo Rozas.

Mirá también

En el final el Senado sancionó por unanimidad una ley que incorpora el acoso callejero como un tipo de violencia contra la mujer e introduce su definición en la Ley 26.485 de Protección Integral a las Mujeres. Fue una iniciativa de la ex diputada kirchnerista Diana Conti, que había recibido media sanción de Diputados en septiembre de 2017.

Articulos relacionados