Citan otra vez a indagatoria a Sergio Szpolski por evasión impositiva en Radio AméricaPolítica 

Citan otra vez a indagatoria a Sergio Szpolski por evasión impositiva en Radio América

El juez Ezequiel Berón de Astrada citó a indagatoria a Sergio Szpolski para el 16 de abril, por evasión impositiva en Radio América. El juez en lo Penal Económico lleva una causa donde la AFIP lo acusa de evadir $ 3 millones del IVA, en el año 2013, cuando Radio América era gestionada por el Grupo Veintitrés.

Fuentes judiciales señalaron a Clarín que “Szpolski tendrá que demostrar que no cometió evasión fiscal, ya que sino podrían caberle penas de 2 a 9 años de prisión, más una multa por el impuesto omitido”.

Es que la Ley Penal Tributaria establece penas de 2 a 6 años de cárcel, cuando la evasión es “simple”, de hasta $ 4 millones. Pero la pena es “agravada” si el juez considera que usó testaferros para evadir ese impuesto, “tal como efectivamente ocurrió en Radio América, donde Szpolski ni siquiera figuraba en los organismos de conducción de la radio”, señalaron fuentes judiciales. Y agregaron que “esa situación podría llevarlo a la cárcel”.

Mirá también

Newsletters Clarín

Lo que tenés que saber hoy | Las noticias más importantes del día para leer en diez minutos

De lunes a viernes por la mañana.

Recibir newsletter

Esta denuncia se suma a otras causas judiciales que lleva adelante el juez en lo Penal Económico Juan Galván Greenway, por evasión de aportes laborales, en otros medios del grupo ultra K, que también inició la AFIP. En esas causas judiciales, Szpolski tiene varios procesamientos y embargos por $ 106 millones. 

Además Szpolski tiene pendiente un reciente pedido de quiebra, por parte del síndico Pablo Berardino, ante la Cámara de Apelaciones en lo Comercial, por la falta de pago de indemnizaciones en Tiempo Argentino.

Mirá también

La compra de Radio América, en 2009, por parte de Szpolski, significó el ingreso del Grupo Veintitrés en el sector de los servicios de comunicación audiovisual. Pero en 2016 el Ente Nacional de Comunicaciones (ENaCom) denunció al ex titular de AFSCA, Martín Sabbatella, porque permitió que Radio América fuera operada por testaferros del empresario kirchnerista. 

Pese a ello, el entonces titular del organismo oficial permitió que esas personas continuaran operando la emisora, en lugar de declarar la caducidad de la licencia, tal como establecía la normativa vigente. Es que compartían el mismo espacio político dentro del Frente para la Victoria. En las elecciones de 2015 ambos fueron en la misma boleta partidaria: Sabbatella fue candidato a vicegobernador bonaerense, mientras que Szpolski fue candidato a intendente de Tigre.

Mirá también

La primera transferencia que mencionó el ENaCom fue en beneficio de la empresa MANFLA, cuyos accionistas eran Roberto Oscar Flores y Manuel Menéndez. En el caso de Menéndez, se trataba de un anciano sin antecedentes en el sector de la radiodifusión, cuyo único aspecto destacable era ser el tío español de Javier Fernández, auditor general de la Nación.

Radio América triplicó la publicidad oficial que recibió del Gobierno con la llegada de Szpolski a la conducción de la emisora. Pasó de recibir $1,6 millón en 2010, a $5,3 millones al año siguiente, de la Secretaría de Comunicación Pública de Jefatura de Gabinete. Esa plata era un subsidio por su alineamiento incondicional con el kirchnerismo gobernante, pese a que caía en audiencia, del 2,8% del total a principios de 2009, a 0,5% en agosto de 2014, cuando todavía la medía Ibope.

Mirá también

El Grupo Veintitrés fue el multimedio que más publicidad oficial recibió durante la gestión kirchnerista, con $422 millones sólo en 2015. Durante los gobiernos K acumuló más de 20 medios, la mayoría financiados casi exclusivamente con pauta oficial, como Radio América, CN23, los diarios Tiempo Argentino y El Argentino, el sitio Infonews, el dominical Miradas al Sur y las revistas Veintitrés, Auto Bild y Forbes Argentina, entre otros.

Pero la pelea entre sus dueños Szpolski y Matías Garfunkel, su vaciamiento empresarial, la poca audiencia de sus medios y el cambio de gobierno provocaron la desintegración del grupo, en menos de un año.

Mirá también

A principios de 2016, Szpolski intentó transferirle Radio América al empresario Mariano Martínez Rojas -actualmente detenido en la causa de la mafia de los contenedores-, quien no pagó los sueldos de los empleados ni sus aportes de la seguridad social. Los empleados tomaron la radio y transmitían una programación de emergencia, para mantenerla al aire. Entonces, Martínez Rojas tomó por la fuerza la planta transmisora, en Villa Soldati, y comenzó a pasar música, sacando del aire la programación que emitían los trabajadores.

Tres semanas después, Martínez Rojas también comandó un grupo de choque que tomó por la fuerza el edificio donde funcionaban la redacción de Tiempo Argentino y los estudios de Radio América, agrediendo a los trabajadores y provocando numerosos destrozos. Esa situación desencadenó la intervención del ENaCom en Radio América y su posterior llamado a licitación, que ganó Editorial Perfil. Pese a que fue adjudicada a fines de 2017, Radio América todavía sigue fuera del aire y no se sabe cuándo volverá a funcionar.

Mirá también

Articulos relacionados