¿Por qué Cristina Kirchner bajó a su candidato en Córdoba?Política 

¿Por qué Cristina Kirchner bajó a su candidato en Córdoba?

Cristina Fernández de Kirchner volvió en la madrugada de este viernes de Cuba y se mostró activa de inmediato: tras pasar por la casa de su hija Florencia, en el barrio porteño de Constitución, habló con sus colaboradores más cercanos y tomó varias decisiones.

Dos de ellas, fueron vía Twitter, su modo de comunicación preferido: posteó sobre el aniversario del 24 de marzo, donde vinculó las políticas de la última dictadura militar argentina con el gobierno actual, de Mauricio Macri, al parangonarlos en “el ajuste de salarios y jubilaciones, (la) destrucción de la industria nacional, (el) aumento de la pobreza, timba financiera y (la) persecución a opositores políticos”.

24 de marzo de 1976 – 24 de marzo de 2019.

Ayer y hoy: ajuste de salarios y jubilaciones, destrucción de la industria nacional, aumento de la pobreza, timba financiera y persecución a opositores políticos.

Mismas políticas, mismos resultados.

— Cristina Kirchner (@CFKArgentina) March 24, 2019

Newsletters Clarín

Lo que tenés que saber hoy | Las noticias más importantes del día para leer en diez minutos

De lunes a viernes por la mañana.

Recibir newsletter

Luego, por la misma vía, se solidarizó con su ex funcionario Sergio Tomás Massa, tras el robo que sufrió el jefe del Frente Renovador en su búnker de la Avenida del Libertador: “El espionaje político que se vive en nuestro país es francamente intolerable”, indicó la senadora.

Resulta llamativa la solidaridad de Fernández de Kirchner con Massa cuando fue durante su mandato, en julio de 2013, cuando un prefecto ingresó al country Isla del Sol: el autor, Alcides Díaz Gorgonio, terminó preso y la familia Massa polemizó en esos días con Sergio Berni, el secretario de Seguridad del último gobierno K.

Así, la ex Presidenta fustigó al gobierno macrista y se mostró empática con Massa, mientras en el kirchnerismo abundan quienes proponen un acuerdo de todo el peronismo, con el ex jefe de Gabinete adentro. Precisamente, Alberto Fernández -a quien Massa sucedió por pocos meses en la Jefatura de Gabinete- es puente permanente con el de Tigre, así como (vía WhatsApp) lo son también el diputado Eduardo “Wado” De Pedro y Máximo Kirchner.

Mirá también

En tanto, la última orden que dio Cristina Kirchner a su retorno de la isla de Cuba fue bajar la lista kirchnerista de Córdoba. 

La senadora nacional quiso así evitar otro “Efecto Neuquén”, o sea, mostrar a candidatos suyos fuera de competencia, como en el sur donde el postulante K Ramón Rioseco perdió con holgura, cuando desde el Instituto Patria algunos voceros anunciaban una victoria ante el interminable MPN.

Por eso, CFK escuchó a algunos asesores suyos y, con Alberto Fernández a la cabeza de su armado nacional, ordenó bajar la lista de Pablo Carro.

Por eso, la deserción de la lista “Frente Córdoba Ciudadana” obedeció a la posibilidad de salir cuartos en la contienda cordobesa y no, a un acuerdo estructural entre los K y el gobernador Juan Schiaretti, quien tras la división de Cambiemos en la provincia mediterránea, allana el camino a un nuevo mandato del mandatario peronista.

Según propios y extraños de quienes trabajan con Pablo Carro, los números le daban al kirchnerista cordobés una intención de voto del 5 por ciento del electorado.

Mirá también

Por otro lado, desde el búnker de Cristina (el Instituto Patria), señalaron a Clarín que Carro no alcanzó a algún tipo de entendimiento con los peronistas Olga Riutort y Tomás Méndez, este último del movimiento ADN cordobés

Así, Cristina confirma su estrategia a nivel nacional de unificar listas con los gobernadores peronistas o bajar a sus candidatos donde no tiene chances. Todo esto, aupado en el discurso de “contribuir” a la derrota de Mauricio Macri en las presidenciales de este año, más allá de que ella aún no definió si será o no candidata.

Por eso, no habrá otro “Efecto Neuquén” en su calendario camino a las PASO del 11 de agosto.

PDL

Articulos relacionados