Brian Castaño enfrenta la defensa más dura de su títuloDeportes 

Brian Castaño enfrenta la defensa más dura de su título

Ya está todo listo. Los boxeadores están en peso y cada vez falta menos. Este sábado, desde las 23 de la Argentina (televisará Fox Sports), Brian Castaño pondrá en juego su título mundial superwélter de la Asociación Mundial de Boxeo ante el cubano Erislandy Lara en el Barclays Center de Nueva York.

Será una pelea bastante compleja para el único argentino que es campeón mundial, que es consciente del rival que tendrá enfrente, uno de los más duros de la categoría. “Va a ser una guerra. Este es un superwélter verdaderamente de elite y eso es lo que quiero. Quiero enfrentar a los mejores“, explicó Castaño en la conferencia de prensa de presentación del combate.

Erislandy Lara y Brian Castaño ,en la conferencia de prensa de este jueves. (Foto: www.sraboxing.com)

Newsletters Clarín

Lo que tenés que saber hoy | Las noticias más importantes del día para leer en diez minutos

De lunes a viernes por la mañana.

Recibir newsletter

Y agregó: “Sé perfectamente que no estoy del lado de los favoritos, pero yo soy el campeón y voy a demostrar quién es Brian Castaño. Vengo a dar pelea“, dijo con contundencia el de San Isidro.

Castaño acumula un invicto de 15 triunfos, 11 de ellos por nocaut, y hace un año que no se sube a un cuadrilátero para defender su título. La última vez había sido en marzo de 2018 contra Cedric Vitu, el francés al que derrotó por nocaut en el 12° round.

La última pelea de Brian Castaño. A la izquierda, el argentino. A a la derecha Cedric Vitu. (AFP)

No muy distinta es la actualidad de Lara (25-3-2; 14 KO), que a sus 35 años y con una larga trayectoria en el circuito, no pelea desde del 7 de abril de 2018. Aquella noche, el estadounidense JarretT Hurd le quitó en Las Vegas, en un fallo dividido, los titulos mundiales superwélter de la Organización y de la Federación Internacional de Boxeo y el de supercampeón de la AMB.

Lara intentará revertir la imagen y llevarse todas las miradas en la noche del sábado. Agradecido, le dedicó unas palabras al argentino: “Quiero darle las gracias a Castaño y a todo su equipo por darme esta oportunidad”.

Mirá también

Pero no desvía la atención del compromiso que tiene por delante: “Ya es tiempo de no estar hablando tanto. Es momento de subir al ring para pelear y ya falta poco. Estoy aquí para ganar y demostrarle a todos que soy el mejor de las 154 libras en el mundo. Voy a dar un gran paso. Voy a llevarme la victoria a casa“, aseguró.

A pesar de tener un buen gesto el jueves, el miércoles le había puesto picante a la pelea, luego de una polémica frase en sus redes sociales. “Llegó la hora de callarle la boca a Brian Castaño“, había sostenido.

Castaño es el campeón de la categoría desde noviembre de 2016, tras vencer al puertorriqueño Enmanuel De Jesús por nocaut en el séptimo asalto. Desde esa fecha, ésta será la tercera vez en la que pondrá en juego su título. La primera fue en 2017, en Francia, donde derrotó al marfileño Michel Soro, en un fallo dividido. Y la segunda, ante Cedric.

El argentino ya palpita esta nueva “final” y hace tres meses que se entrena en Estados Unidos. Distendido, esta semana hizo un reconocimiento al “hermoso campo de batalla”, como lo describió en su cuenta de Instagram, que lo tendrá a él y al cubano en el centro de la escena.

Este viernes, ambos boxeadores se enfrentaron a la balanza. La pelea es el próximo paso, tras una larga espera.

Articulos relacionados